Guerra de murgas

La Tarde del 27 de septiembre un conflicto entre vecinos terminó con un Joven internado en Terapia intensiva y al borde de la muerte
Un joven lucha por su vida luego de ser salvajemente agredido por un integrante de la murga “Los Caprichosos”, en el marco disputa entre murgas. En consecuencia, Nicolás Zeballes,  Integrante de la murga “Los Reyes de Bella Vista” permanece internado en Hospital de Bella Vista, con Traumatismo de craneo, Fractura de tabique y multiples hematomas en el cuerpo, que según los médicos pueden ocasionarle secuelas irreversibles. En tanto, quien le propinó semejante golpiza fue liberado horas después del incidente junto a su progenitor, quien lo ayudó, golpeando a Zeballes con un objeto contundente.
loscaprich
Los Primeros días de Septiembre una discusión terminó a los golpes en la zona de Santa fe y Andrade, un joven integrante de la Murga “los reyes de Bella Vista” realizó una denuncia en la comisaria 2da por los golpes recibidos, en la tarde del martes 27 de septiembre, un auto tripulado por el acusado y su padre intentó atropellar al amigo de Zeballes. Fue entonces que Nicolás se dirigió al conductor e intentó golpearlo, pero el conductór fue mas rapido y le dió un golpe de puño que lo lanzó al suelo, quedando inconsciente tras impactar la cabeza en la cinta asfáltica.
Sin embargo, ello no fue motivo para que los agresores se detuvieran, sino que “el hombre mayor sacó una traba de volante metalica  y lo comenzó a golpear por todas partes, mientras su hijo le tiraba patadas en la cabeza. Pero, además, los dos hijos menores también participaron de la golpiza”, comentó una familiar de Zeballes, quien por temor decidió mantener su identidad en reserva, puesto que “al chico que comenzó todo lo metieron preso 48 horas y después lo liberaron. 
Zeballes continúa internado en la sala de terapia intensiva del Hospital central, cuyos médicos informaron a la familia que “tiene un traumatismo de cráneo severo, le fracturaron un tabique y que puede quedar en estado vegetativo o con la capacidad mental reducida. Por eso pedimos justicia”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *